LARRETA DESPIDE TRABAJADORAS ESTATALES POR NEGARSE A MILITAR PARA JUNTOS POR EL CAMBIO.

 
El viernes 6 de diciembre funcionarios del Gobierno de la Ciudad en el Autódromo de Buenos Aires, nos informaron que nos dejarían sin trabajo. nos despiden por denunciar prácticas ilegales que lleva adelante Cambiemos en el GCBA hacía les trabajadores estatales. 

A mediados de julio de 2019 funcionarios de Cambiemos del Autódromo de Buenos Aires, dependiente de Diego Santilli, nos informaron mediante reuniones y mails que debíamos participar de actividades de campaña. Estas actividades iban desde repartir volantes de la coalición electoral hasta asistir a actos de campaña. 

Como trabajadoras estatales conscientes de nuestros derechos y de los alcances y límites de nuestras tareas nos negamos a participar de la campaña de Juntos por el Cambio. 

Ante esto, directivos y funcionarios fueron explícitos al expresarnos que “el que no hace esto se va”, “que sucede en todo el GCBA y nadie se queja” y “esto es parte de tu trabajo”.

El gobierno de Horacio Rodríguez Larreta mantiene a gran parte de les trabajadores estatales con contratos altamente precarizados, en los que no tenemos vacaciones, aguinaldo o derecho a sindicalizarnos. Somos monotributistas bajo relación de dependencia encubierta que no sólo le ahorra al GCBA grandes cantidades de dinero en cargas sociales, sino que también le permite hacer y deshacer con nosotres a su antojo. 

La precarización laboral es lo que usan Horacio Rodríguez Larreta y Diego Santilli para obligar a miles de trabajadores estatales a militar para su campaña.

Ante esta situación, en agosto de 2019 decidimos abrir la web noesmitrabajo.com, a la que llegaron más de 400 testimonios de trabajadorxs que dan cuenta de la persecución política que vivimos en el GCBA. El accionar es sistemático y se repite en todas las áreas del gobierno de Larreta: quien se niega a participar, es despedido. 

Junto con ATE Capital y abogados de DDHH como María Carmen Verdú (CORREPI), somos parte de la causa federal que abrió el fiscal Di Lello para investigar la utilización de trabajadores estatales para la campaña política. Como mencionamos, la obligatoriedad incluye todo tipo de actividades proselitistas hasta la presión de donar plata para la campaña. 

Nuestros despidos responden no sólo a la negativa de hacer campaña para un gobierno que piensa que la Ciudad es un consorcio, también responden a nuestra capacidad para organizarnos y hacer pública una situación que sufrimos miles de trabajadores estatales en la Ciudad de Buenos Aires. 

Vamos a llevar adelante distintas acciones para retomar nuestros puesto de trabajo y seguir luchando para que los estatales precarizados del GCBA no sean rehenes de la gestión de turno. 

Les trabajadores estatales no somos trabajadores de segunda: pase a planta permanente y reincorporación de todes les despedides. 

¡Basta de precarización laboral y persecución política!